El botiquín de vuestra mascota al menos debería incluir cosas tan básicas como gasas, vendas de malla y cohesivas, esparadrapo de papel y de tela, un termómetro digital, agua oxigenada y Betadine para desinfectar heridas, pinzas para retirar garrapatas o espigas del pelo del animal, pomada para casos de alergia de contacto, y suero fisiológico en envases monodosis para lavado ocular. 

Si vuestra mascota es propensa a padecer algún problema médico, no olvidéis pedirle a vuestro veterinario la medicación que habitualmente tome vuestro animal si vais a viajar a una zona donde os resulte difícil encontrar una clínica veterinaria. Porque evidentemente, una vez realizados los primeros auxilios en caso de heridas, diarreas agudas, etc, debéis acudir a la consulta del veterinario para que solucione lo antes posible el problema de vuestra mascota.


Publicado: 22 de Junio de 2015