La experta en comportamiento felino Lydia Rehnberg, de la Universidad de Trobe en Melbourne, Australia, ha estudiado el comportamiento de varios gatos durante sus primeros días en un centro de adopción. ¿El resultado? Los gatos más estresados son los que permanecen más horas escondidos; son además, los más "pasivos": no se asean, e incluso dejan de comer. El motivo es que los gatos no son buenos mostrando sus emociones; tienden a retraerse en vez de mostrar su ansiedad. Por esto, si has adoptado algún gato abandonado o notas que tu gato es excesivamente "tímido" coloca algunos escondrijos donde pueda ocultarse (pueden servir cajas de cartón), torres para trepar y vigilar desde las alturas, juguetes, y rascadores. Y, por supuesto, ármate de paciencia, no realices movimientos bruscos,y sobretodo, no escatimes los mimos.
Recuerda también que los cambios bruscos de comportamiento en tu gato pueden se signos de enfermedad. Acude a tu clínica veterinaria en el barrio de Hortaleza y Canillas donde realizaremos una completa exploración de tu animal.

Publicado: 15 de Septiembre de 2015